domingo, 12 de julio de 2009

Arcángel Gabriel


pero llegaste tú
con tu manto de invisibilidad
con tus patillas
con la cabeza de Herodes en la mochila

pero llegaste tú
como caído del cielo
a lomos de tu gato negro

me habría enamorado de ti
en la unidad de quemados
a los tres años
te habría querido desde entonces
salvando las señales de peligro
indicando el camino hacia Egipto

pero llegaste tú
dejándote abrazar
dejándome abrazar

menos mal que llegaste
aunque llegaras tarde
.

9 comentarios:

Carmen dijo...

quería dejarte una nota decente,
un ramito de romero,
una lima para las rejas,
un camisón sin puntillas,
unas novelas rosas,
un tarrito de miel.

algún recodo,
un escondite secreto,

y una botella de aguardiente para el dolor de muelas y de corazón.

que no se me olviden los besos, tremenda

Lin dijo...

"menos mal que llegaste
aunque llegaras tarde"

Hermoso poema pepa!

Carlos dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Carlos dijo...

muy bonito amor, una vez más me encantas...
después de leerte,si sé que tienes que contarme muchas cosas,...aiii!!
te quiero reina!

Icaria dijo...

ES UNA CARTA A UN AMOR FORMIDABLE Y TRÁGICO,´DECIME QUE ES ASI, ASI ME ESTREMECIÓ EL POEMA... MARAVILLOSO.

Oscar García dijo...

Nunca es tarde, dicen...
Mejor llegar tarde que no llegar.

Un besote alegre, con una rima dulce : )

Alhy dijo...

Casi podría haberte robado, una a una, tus palabras. Con la diferencia de que yo llegue demasiado tarde y él demasiado pronto...

MeEncantanTusBlogs :)

Kisses ***

cucharomante dijo...

me paso por aquí casi a diario... no digo nada casi nunca por no manchar con mi insulsa prosa esta especie de templo de la palabra...
pero no vayas a pensar que desatiendo mis obligaciones lectoras para con la única seguidora de mi blog...
un beso

Posmoderna dijo...

dicen, más vale tarde que nunca.

VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.